Exit Music | Radiohead en Argentina » ExitMusic conversa con Philip Selway y Ed O’Brien

ExitMusic conversa con Philip Selway y Ed O’Brien

por Leonardo Ebel
[english version here]

Dos meses de trabajo en conjunto con Daniel, Italo y Mauricio (administradores de las webs de Colombia, Perú y Chile, respectivamente) recolectando preguntas de forma sutil en nuestras redes sociales en peligro de irse a la basura ¿por culpa del proveedor de internet? Solo puede pasar en Argentina. Por suerte, en nuestro país también tenemos buenos amigos que responden al llamado de “¿puedo ocupar tu conexión a internet por un rato?” sin hacer muchas preguntas … la tarde del 21 de Febrero pasado no fue una tarde habitual; no solo fue memorable por el corte en el servicio de Internet que sufrimos durante unas seis horas en los cuarteles de ExitMusic, sino también por la charla que tuvimos via Skype con Philip Selway y Ed O’Brien (distendida, una vez que pudimos relajarnos, claro).

La primera parada en la lista de preguntas para ambos – y casi obligatoria siendo que se encuentran en el estudio actualmente – era sus proyectos solistas.

En el caso de Philip Selway, no quisimos explayarnos demasiado en preguntas amplias, ya que en la red se pueden encontrar muchas entrevistas con preguntas formales, por lo que tratamos de abocarnos en los aspectos menos explorados.
Su último trabajo fue la banda sonora para la película Let Me Go de Polly Steele, que se gestó en paralelo al trabajo con Radiohead en A Moon Shaped Pool. “El trabajo con Radiohead no comenzaba hasta después del mediodía”, nos comentó cuando le preguntamos en qué grado cada álbum influenció al otro, “por lo que fueron dos proyectos bastante separados y diferenciados”. Selway agregó que le pareció saludable mantener esta brecha entre los proyectos, como una forma de seguir avanzando musicalmente. Quizá entonces la influencia fue mucho más inconsciente, ya que cuando mencionamos que al escuchar “Wide Open” experimentamos un regreso mental involuntario a cuando escuchamos “Desert Island Disk” por primera vez en Mayo de 2016, el compositor comentó que no había conectado ambos temas previamente.

Un elemento fundamental en la banda sonora son las cuerdas, que suenan exquisitas. Selway reveló que los arreglos y composiciones son mayormente de su autoría. En respuesta a si recibió consejos de Jonny Greenwood, que cuenta con varios trabajos orquestales en su espalda, bromeó diciendo que el menor de los Greenwood es muy reservado y no quiere revelar mucho de su trabajo … “me ayudó la arreglista Laura Moody, y recibí algunos consejos de Adem [Ilhan], pero es todo mi trabajo”. “Creo que mis capacidades para arreglar cuerdas se están desarrollando poco a poco”, fue su comentario al pensar en la curva de aprendizaje que va desde Familial (2010) a Let Me Go (2017), pasando por Weatherhouse (2014).

Algo que nos llamó la atención al leer los créditos de la banda sonora es que el único miembro de Radiohead mencionado es Ed O’Brien: “me prestó una guitarra .. que por cierto todavía tengo conmigo”, dijo con una sonrisa picaresca mientras se daba vuelta para tomarla y mostrárnosla. Más tarde, cuando hablamos con Ed, el guitarrista nos contó que en realidad esa guitarra fue un regalo a Philip para luego alabar las capacidades de Selway para la guitarra: “su fingerpicking es muy elegante y elaborado”, confesó.

Antes de pasar a las preguntas sobre Radiohead, le preguntamos a Philip qué aspecto de su identidad musical siente se ha desarrollado más desde el comienzo de la banda. “en Pablo Honey, solo estaba concentrado en la batería; en The Bends ya no tanto, y así fue con los demás álbumes”, por lo que la conclusión que Selway dejó entrever es que pudo escapar de a poco del fondo del escenario, oculto entre los cuerpos y los platillos de su kit.

Ed O’Brien también se encuentra en el estudio, trabajando en su primer álbum solista definido en sus propias palabras como “profundo, emocional y pensado para bailar”, con músicos de la talla de Omar Hakim (batería), Nathan East (bajo), Dave Okumu (guitarra, The Invisible) y Glenn Kotche (batería, Wilco). A diferencia de Selway, no se sabe mucho al respecto de este proyecto, salvo lo escrito arriba. Cuando le preguntamos sobre cómo se siente siendo el responsable final de todo, aseguró que le encanta y que “musicalmente es una de las cosas más desafiantes que he hecho”, ya que a pesar de los super invitados mencionados, “estoy haciendo todo yo mismo”. “Me da mucho miedo por momentos y en otros momentos pienso que no es muy bueno” confesó, pero en general lo ve como un hermoso viaje que requiere no solo escribir la música sino también las letras y ponerle voz a las mismas. El proyecto está pasando por las últimas semanas de grabación justo antes de la gira por sudamérica, para concentrarse en la mezcla en Mayo. “Sería un sueño ir a tocarlo en vivo en sudamérica, en lugares pequeños e íntimos”. Cuando le preguntamos qué esperar del álbum, Ed describió el proyecto como un “álbum bailable existencialista”. Habrá que esperar para ver de qué se trata.

Aprovechando la mención de su debut como cantante, nos permitimos un pequeño desvío en la conversación y preguntamos si conocía el meme que asegura que en Radiohead solo canta su nombre: “no estaba al tanto, pero me gusta”, dijo después de soltar una carcajada. “Sería muy extraño si fuera cierto” aseguró.

Volviendo a su álbum, Ed comentó que está trabajando con varios productores y uno de ellos es Flood, con quien mantiene una estrecha amistad y admira profundamente. “Flood es muy honesto; cuando comencé el proyecto le hice escuchar algunas canciones y me preguntó si quería que lo produjera (…) tenerlo a él en la producción es una experiencia hermosa”. Agregó que al igual que con Nigel Godrich, trabajar con un amigo es clave ya que se entienden fácilmente “debido a que sienten la música de la misma forma”.

Comenzamos la parte compartida de la entrevista preguntando sobre sus recuerdos sobre la primera gira de la banda, en 2009. “Recuerdo que era un dia muy especial [en Argentina]; era un día feriado con un significado muy especial”, dijo Selway y agregó que “también recuerdo que la visita fue muy breve; por eso mismo lo que más recuerdo es el show en sí mismo”. Para O’Brien, un admirador confeso de Sudamérica, el público de cada país tiene un perfil diferente: “En Brasil, son hermosos, suaves, cálidos y llenos de amor… en Chile la gente es muy apasionada e intensa, pero de una forma más profunda … el público en Argentina es el más desenfrenado del mundo … siempre digo lo mismo”, haciendo eco de sus dichos en una entrevista para la BBC en Julio de 2017; “cuando tocamos en 2009 [en el Club Ciudad], simplemente no lo podía creer”. “La historia del continente tiene mucha violencia y cada país tiene sus cualidades únicas, pero al tocar allí se puede ver fácilmente que la música significa muchísimo para todos”, explicó el guitarrista sobre su impresión del público de nuestra parte del mundo. “la música va más allá (…) tiene un elemento espiritual que se siente en los Andes y en la tierra. Es un gran honor [tocar en Argentina, Brasil, Chile, Colombia y Perú] que no se puede superar”.

No podíamos dejar de preguntar, aunque con un poco de miedo por la posible respuesta, acerca del tristemente célebre incidente durante “Weird Fishes/Arpeggi” en el Club Ciudad: la expresión de Selway se mostró confundida cuando nos explayamos sobre lo que pasó y nos confesó que esta era la primera mención que recuerda del hecho, nueve años después. “No recuerdo que hayamos hablado [entre los miembros de la banda] sobre el incidente, por lo que no creo haya tenido gran repercusión con Thom; esto no es, de todas formas, una invitación a tirar cosas al escenario esta vez”, bromeó. O’Brien explicó que muchas cosas pueden pasar en los shows, “pero cuando la experiencia general es tan positiva, uno se concentra en el amor y la energía que emana [del público]. Quizá hayamos hablado al respecto en su momento pero ya no lo recuerdo”.

Para O’Brien, cerrar la primera parte de la gira 2018 en Bogotá es un gran honor y espera que “como banda, puedan hacerle justicia” a todos los shows, “quizá tocando sets más largos”, como hicieron en Tel Aviv en Agosto pasado, donde tocaron 27 canciones.

Ninguno de los dos estaba al tanto de que el show en Argentina se agotó a poco menos de dos meses de ponerse en venta. “Wow, eso lo hace más especial”, dijo Selway aunque señaló (y más tarde afirmó también Ed) que las chances de agregar una segunda fecha en nuestro país son escasas, por motivos ligados a la producción del show. “Me encantaría tocar allí como solista, pero no creo sea posible ahora”, confesó cuando deslizamos la posibilidad de verlo solo en el escenario en Argentina. Ed agregó que estaba feliz con la noticia, ya que sin importar qué tanto lleves en el negocio de la música, “agotar entradas siempre es el objetivo”. Sin embargo, mostró su preocupación por la reventa y nos preguntó si las entradas resultaron excesivamente caras en comparación con otros shows similares. Los shows cuentan “con toda la producción y el diseño [del tramo europeo] y por desgracia tuvimos que contratar aviones [lo que encarece un poco los costos] pero “esta no será la última vez que los visitaremos”, prometió.

Hace unas semanas, Pablo Honey cumplió nada menos que 25 años, por lo que aprovechamos para preguntarles qué consejo le darían a esas cinco personas grabando su primer álbum. “En ese momento, estábamos tratando de ser otra banda”, confesó Selway, “por lo que les diría que confíen más en su propio sonido y en ellos mismos”. Ed por su parte cree que no podría decirles mucho, ya que al ser su primer álbum “no sabíamos exactamente qué estábamos haciendo en ese momento” y todavía se sentían como una banda sin contrato. “Hay momentos del álbum que nos gustan mucho, pero en general no estamos muy satisfechos con él … pero al mismo tiempo, era algo por lo que teníamos que pasar”.

El quiebre entre OK Computer y Kid A/Amnesiac es algo documentado extensivamente en cualquier entrevista, por lo que optamos por ponerlos en otra situación. Si OK Computer no hubiera tenido la llegada que tuvo, Selway bromeó diciendo que hoy en día “probablemente sería un amargado que solo le diría al todo el mundo que su trabajo no fue entendido”, pero agregó que “de todas formas me sentiría orgulloso de haber lanzado algo que se sintió como lo correcto para nosotros en su momento”, para luego confesar que si las cosas hubieran sido distintas, seguramente hubiera adelantado su lanzamiento solista, ya que “seguiría en la música de una forma u otra; una vez que comienzas en este mundo es difícil salirte de él”.
O’Brien explicó que OK Computer fue un disco muy emocional para la banda pero lleno de magia debido al deseo de progresar y expandirse manteniendo la naturalidad. “Todavía disfrutamos mucho” tocando el material de la época del álbum … “todavía nos parecen temas muy buenos para tocar”.

Algunos temas que la banda no había tocado en mucho tiempo comenzaron a resurgir en las últimas giras – por ejemplo, “Creep” en 2009 o “Let Down” y “The Tourist” en 2017 – y nos preguntamos sobre cuál es el enfoque para volver a tocar material de hace muchos años. Para Ed, “‘Creep’ tiene vida propia y es difícil retrotraernos a ese momento [y tocar de esa forma] … erámos jóvenes, pero con ‘Let Down’, ‘The Tourist’ o ‘Subterranean Homesick Alien’ sentimos una reconexión con ese momento de nuestras vidas; por supuesto, no pasa cada noche, pero cuando sucede, experimentas la misma sensación de aquel momento”.

Hablando sobre la edición especial de OKNOTOK, Ed dijo que hacer algo similar con Kid A o Amnesiac es algo de lo que están hablando. “Hay muchisimo material de ese álbum, pero tienes que tener cuidado cuando haces algo [de esa envergadura]; los discos que serían interesantes desde ese punto de vista son Kid A/Amnesiac, In Rainbows y The Bends (…) hay grabaciones de diferentes versiones de los temas [de The Bends] y eso podría ser interesante”.

Ya hilando mucho más fino, pasamos a preguntar por proyectos o canciones específicas. Selway y O’Brien confirmaron categóricamente que no hay planes de hacer una versión “From the Basement” de A Moon Shaped Pool, algo que muchos fans preguntaron en nuestras redes. “Tratamos de hacerlo, pero no prosperó”, reveló Selway mientras que O’Brien dijo que hay chances de hacer algo con el formato “From the Basement” en el futuro, pero no específicamente con las canciones de A Moon Shaped Pool, sino algo más abarcativo. “Nunca se sabe”, concluyó Selway, dejando todo en el aire nuevamente.

Otra de las preguntas que nos llegaron vía Facebook fue si hay alguna chance de escuchar específicamente “Polyethylene” o “We Suck Young Blood”. Ambos descartaron la segunda, diciendo que no es una favorita de la banda, pero dejaron abierta la chance a la primera: “hay canciones de ese período que queremos volver a tocar”, dijo Selway.

Al escuchar la cercanía de “Present Tense” e “Ill Wind” en A Moon Shaped Pool con la música brasileña, inmediatamente pensamos en Ed metiendo la mano. Nos comentó que su gusto por las ondas cariocas es conocido por los demás integrantes de la banda, pero no fue su influencia la que decidió el sonido final de ambos temas.

Los últimos trabajos de la banda se caracterizan por traer del pasado canciones que pensábamos estaban olvidadas, y al respecto de eso preguntamos por “Follow Me Around”. Thom y Jonny la volvieron a tocar en vivo en Italia en 2017, pero ambos afirmaron que no se trata de algo en lo que la banda esté trabajando. “Se habrán quedado sin material para tocar en vivo”, bromeó Selway.

Antes de despedirnos, aprovechamos para transmitir la pregunta de si alguna vez pensaron en escribir un libro con la historia de la banda que nos hizo llegar un seguidor. “No, me parece muy personal”, comentó O’Brien. “Pasa igual que en una familia: hay momentos en los que te llevas bien, otros en los que no tanto, pero lo que sucede entre nosotros, queda entre nosotros”, agregó.

Y así, luego de 30 minutos llenos de risas, chistes y la mejor actitud con cada uno, volvimos a la realidad cotidiana, deseando que pronto llegue Abril para poder tener frente a nosotros a una banda que no dejó que 30 años de carrera se le subieran a la cabeza y todavía agradece a los fans por destinar su tiempo a hablar con ellos.

Agradecemos infinitamente a Ed O’Brien, Philip Selway y Courtyard Management por hacer posible esta charla.

Wordpress Content Protection plugin